Mercado de abastos, grandes oportunidades

Image

ImageImage

ImageImageImage

Se denomina mercado de abastos o también plaza de abastos a unas instalaciones cerradas y normalmente cubiertas, situadas en las ciudades donde diversos comerciantes suministran a los compradores todo tipo de alimentos perecederos tales como carnes, pescados, frutas, verduras y hortalizas. También pueden existir otros comercios que venden pan, productos lacteos, flores, o alimentos en general así como diversos artesanos. Las plazas de abastos modernas disponen de cámaras frigoríficas para conservar los alimentos perecederos. (fuente: wikipedia)

Este tipo de mercados, que tuvieron su edad de oro a principios del siglo XX, suelen estar situados en los centros históricos de las ciudades y se construyeron siguiendo los estilos arquitectónicos del momento: modernismo, regionalismo, racionalismo,… se trata por tanto de espacios privilegiados en su ubicación, dotados de una estética (una escena) muy atractiva y un uso asociado a la memoria de las personas y de la ciudad, a su gastronomía, a su infancia, a través de olores, sonidos, sabores, sentidos que recrean una atmósfera singular de gran atractivo, para locales y visitantes.  Los problemas que tienen los conocemos también, mala accesibilidad, limpieza difusa, incomodidad y que se nos han quedado fuera de juego con los nuevos usos y hábitos en la compra y en los consumos de los clientes.

Se trata, sin embargo, por su dimensión, y el número de rotaciones potenciales que pueden generar en su entorno, de oportunidades tractoras  para el comercio y las economías locales. La Boquería en BCN es un ejemplo clásico en estos casos, o últimamente se menciona a menudo el de San Antón en Chueca.

El nuevo concepto de mercado de abastos en cada ciudad, a nuestro juicio se deben construir desde la singularidad de lo local, en primer lugar desde las “capacidades locales”, en un sentido amplio, porqué, por ejemplo, una “capacidad” donostiarra puede tener su espacio en el Mercado de la Ribera de Bilbao, ¿no?,…, y en segundo lugar, desde el cliente, el gran actor.

Este fin de semana hemos analizado un mercado de abastos todavía “under construction”, el de Santiago de Compostela. Nos gustó. Nos hemos traído unas cuántas buenas ideas

Advertisements